Mirada de contrabando

Mirada de contrabando

Se presta lejano el tiempo en tu regazo

cuando los rayos de sol se escapan

de tu brisa mañanera rompiendo la puerta de atrás

por eso cubre el cielo de negro ego

donde la mierda huele mal

y píntalo de gris tormentoso

en los momentos ocultos

de tu triste divagar.

Abre caminos sin un horizonte cercano

si las nubes del cielo no te dejan respirar

si el tiempo se escapa de mis manos.

Se siente lejano el tiempo en tu regazo

cuando los rayos de sol se escapan

de tu brisa mañanera por la puerta de atrás.

Puedes surcar el páramo con tu sonrisa

todas las noches de cielo estrellado

siempre que me dejes volar hacia ti.

Y es demasiado, me miras

con tus ojos tatuados en pena

con barricas y botellas vacías

con tus venas corrompidas por la sal.

Me atrapas con tu vuelo errático

sin alas de pájaro, con plumas de condena

pero con tus ganas de escapar de la ciudad.

Somos huérfanos de cualquier revolución

hijos de la comodidad de unos nuevos zapatos

y el cinismo es nuestro mejor consejero

destruyendo sin esfuerzo

los egos rotos de está suciedad.

Pinta todo de negro

sobre el brillo de tus zapatos

por el silencio de mi retrato

y brinda por la seguridad

de que nada va a cambiar

mi mirada de contrabando.

12 de Diciembre de 2017

Luis de Laos.

Blog bajo licencia Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 License

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s